Se deteriora la confianza para invertir

17.04.2009 18:18

La crisis / Evaluan como hecho negativo el cambio en las reglas de juego

Se deteriora la confianza para invertir

Según una encuesta, los empresarios creen que el horizonte de previsibilidad para tomar decisiones es de sólo un año y tres meses

LA NACION
 

Si usted fuera el responsable de decidir las inversiones por realizar por una empresa en la Argentina, ¿a qué plazo de tiempo las programaría? Según las respuestas dadas por un grupo de ejecutivos, en una encuesta de la que participaron 165 compañías, el horizonte promedio para las acciones sería de tan sólo un año y tres meses. La respuesta promedio es reflejo de la fuerte caída de las expectativas durante los últimos tiempos: hace solamente un año, el plazo promedio había resultado de dos años y cinco meses.

Los datos surgen de la Encuesta de Clima de Negocios, elaborada por SEL Consultores. En su primera edición, en el primer trimestre de 2006, el relevamiento había detectado un horizonte de previsibilidad de tres años. La última consulta fue realizada entre mediados de febrero y de marzo últimos.

Si bien entre el primer trimestre de 2008 y el mismo período de este año la crisis financiera y económica internacional apareció en el escenario con toda su fuerza, no fue ésa la principal razón de la caída del horizonte de previsibilidad, según la visión que expresan los directivos.

El deterioro de la confianza, en realidad, parece estar mucho más regida por políticas y decisiones internas. De hecho, tres de cada cuatro directivos consultados dijeron que "la inseguridad jurídica y la ausencia de reglas claras" afectan las decisiones y son la explicación del corto plazo de previsibilidad.

En el último año, el país vivió un fuerte clima de conflictividad derivado de las decisiones económicas y políticas que generaron el largo conflicto con el campo.

Además, el Gobierno decidió imprevistamente, en octubre pasado, la eliminación del sistema jubilatorio de capitalización, tan sólo meses después de haber ratificado su vigencia. Y una vez aprobada la reforma, tomó todos los ahorros que estaban acumulados en las cuentas de los afiliados a las Administradoras de Fondos de Jubilaciones y Pensiones (AFJP) para destinarlos a un fondo gestionado por la Anses, que hasta ahora no rindió cuentas.

Entre los aspectos en los que cayó la calificación otorgada a la Argentina por los directivos encuestados se destaca "el respeto a los derechos de propiedad". En una escala del 1 al 10, la nota de 5,3 puntos obtenida un año atrás cayó a 4 puntos.

También se redujo significativamente el puntaje dado al ítem "aprovechamiento de las oportunidades de comercio internacional": este ítem había obtenido una calificación de 4,7 puntos un año atrás y consiguió un promedio de 3,5 puntos en la última edición del relevamiento, es decir, tras desatarse el conflicto con el campo, que disparó efectos negativos en el ámbito del comercio exterior.

También merecieron una calificación más modesta "la independencia y correcta administración de la Justicia" (bajó de 4,3 a 3,7 puntos), el "cumplimiento de los compromisos del Estado" (de 4,1 a 3,6) y la "solvencia profesional y de gestión de la administración pública" (ítem que se evaluó con 3,7 puntos, contra los 4 puntos logrados un año atrás).

Además de la abrumadora mayoría de respuestas que apuntaron contra la inseguridad jurídica, el 23% de los entrevistados sostuvo que "la incertidumbre e inestabilidad política" son un factor que acorta el horizonte de previsibilidad. En una pregunta que admitió respuestas múltiples, un 19% atribuyó también el hecho a la "ausencia de políticas de Estado a largo plazo" y un 17% responsabilizó a la crisis global.

Intervenciones

Al indagar sobre las causas por las que los directivos creen que hay inseguridad jurídica, un 83% se refirió a "los cambios frecuentes en las reglas"; un 71% marcó "las intervenciones del Poder Ejecutivo", y un 36% de los entrevistados, con un poco más de especificidad, optó por responder que la confianza fue afectada por "la quiebra de los contratos privados por intervenciones del Gobierno". Igual porcentaje obtuvo la apreciación de que hay poco respeto por los derechos de propiedad. También se señaló que hay "una baja calidad institucional" y una "deficiente administración de la Justicia".

Las empresas que respondieron a las preguntas de SEL Consultores tienen, en total, una plantilla de 180.000 empleados y el 53% de ellas son exportadoras. El 43% tiene capitales de origen nacional, el 45% son compañías extranjeras y el 12% tiene un capital mixto.

 

http://www.lanacion.com.ar/nota.asp?nota_id=1118113

Volver